Gastándonos los ahorro de la suegra.

Supongamos que vivimos bajo el mismo techo, compartiendo ingresos y gastos varios miembros de una misma familia. Uno de ellos, es la suegra, por ejemplo, que tiene un dinero a plazo fijo en un banco de solvencia, vamos con patrimonio eso…; pues que ocurre si, ante la falta de recursos de la familia, (pues nos gusta comer bien y abundante, salir de viaje e ir juerga los fines de semana, vamos eso que se llama gasto corriente) y para mantener nuestro nivel de gasto ya hemos hipotecado nuestra casa, la casa del pueblo y la joyas de la familia duermen hace meses en la casa de empeño, le pedimos a la suegra que nos preste su dinero, prometiendo que se lo vamos a devolver con mayor interés que el banco.

Lo más normal y lo más lógico es que la suegra, que ve que la cuotas de las hipotecas se pagan a trancas y barrancas, nos haga una peineta estilo Aznar o estilo Fabio Capello cuando era entrenador del Madrid.
Es que nadie en su sano juicio saca dinero que renta y esta seguro para prestarlo a largo plazo y a quien tiene una dudosa solvencia.

Bueno nadie no, el ínclito y zapatero-adicto, Celestino en otro tiempo dependiente de un comercio, que sin mayor formación y por contentar a Montilla, líder de la nación catalana aunque él nació en Córdoba, fue nombrado Ministro de Trabajo
[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=o-WOIW-Vh4w]
Supongo que ejerciendo la política de responsabilidad de la que presume, Celestino ha dado las órdenes oportunas para que el fondo de reserva de la seguridad social, o sea la suegra del ejemplo familiar anterior, preste al estado español , que a todas luces está quebrado , los dineros que tenía guardado en los seguros bonos alemanes.

En términos que todos entendemos eso es un saqueo en toda regla de la caja de la S.S., porque si el despilfarro improductivo en el gasto corriente del Estado (comer bien y abundante, salir de viaje e ir juerga los fines de semana, en el ejemplo familiar ) continua y todo parece indicar que va a continuar si se quiere tener la calle en silencio, lo cual solo se consigue a base del subsidio, pues al final se comerán los dineros de la seguridad social sin que podamos hacer nada porque se habrán comido el dinero alemán, que entra al vender los bonos de unos para comprar los bonos propios, esto es a cambio de un papelito donde dice que se le debe dinero a la suegra (léase Caja de la SS) , que no podrá ejecutar contra el cabeza de familia (léase Estado ) porque ambos están dentro de la misma familia (léase estructura organizativa del Estado )

Pues si de paso se comente algunas irregularidades legales que más da, no olvidemos lo que en su día dijo la folclórica ex ministra de cultura Carmen Calvo :

“el dinero público no es de nadie “

(supongo que al tiempo pensaria :“Sobre todo si quienes nos lo gastamos somos nosotros los socialistas” )
Dejar un comentario?

0 Comentarios.

Deje un comentario


NOTA - Puede usar estosHTML tags and attributes:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>